¿Miras el móvil mientras te hablan tus hijos? Escucha con el cuerpo

Tus hijos, tu pareja, tus padres, tus amigas… Da igual. Cuando una personas a la que quieres y respetas te habla, cuando esa persona merece tu atención, la has de escuchar, no solo con los oídos, sino con todo tu cuerpo. Mirando a los ojos, dirigiendo nuestro cuerpo hacia el suyo, mostrando en nuestra expresión que estamos comprendiendo lo que nos cuentan. Y todo eso es incompatible con estar mirando a la vez el móvil, o la tablet, o la televisión. Es algo que parece evidente, pero que muchas veces olvidamos aplicar en nuestro día a día.

Para demostrar la importancia de escuchar con el cuerpo, quiero mostrarte un sencillo «experimento». Dentro del proyecto «Aprendemos Juntos», de BBVA con la colaboración de El País y Santillana, se han creado experiencias de aprendizaje para padres y profesores y en concreto una de «Inteligencia emocional» en la que se explica claramente lo que estamos hablando, en el primer ejercicio. Para poder verlo, has de darte de alta en la plataforma: En una primera parte una hija adolescente le cuenta a su madre un problema que ha tenido con sus amigas mientras ella mira su móvil. En la segunda parte, la joven vuelve a explicar su problema a su madre, que esta vez la está mirando y escuchando atentamente. Podemos imaginar que la diferencia entre la primera vez que lo cuenta y la segunda es notable.

Puedes hacer el mismo ejercicio con tu familia y luego reflexionar juntos. ¿Cuál
nos hace sentir más cómodos para compartir lo que nos pasa? ¿Por qué? ¿Si me gustan que me miren cuando estoy contando algo, por qué no lo hago yo? Será una oportunidad para reflexionar en familia sobre la importancia de la escucha activa y eso os ayudará a comunicaros mejor entre vosotros y con los demás. En «Aprendemos juntos» puedes encontrar una guía para hacer el ejercicio, si necesitas más información.

Según los resultados del estudio ‘¿Estamos hiperconectados?’ impulsado por Ikea, señala que el el 61% de los españoles reconoce que ha discutido alguna vez con alguien de su entorno porque no le prestaba atención en una conversación al estar mirando el móvil. Parece que somos conscientes del problema, pues el 87% de los españoles cree que un uso indiscriminado de internet dificulta las relaciones personales presenciales. La encuesta, en la que participaron 2.500 personas, revela que el 57% de los españoles sufrimos de aislamiento debido a que a menudo estamos en la misma habitación con otros miembros de la familia, mirando el móvil, pero sin hablar entre nosotros.

Este estudio se publicó como parte de una campaña navideña que muchos recordaréis por este anuncio. Para mi gusto es un poco melodramático de más, pero puede ser es un buen punto de partida para darnos cuenta de que hay momentos en los que debemos centrarnos en las personas que tenemos cerca y guardar nuestros móviles en una caja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *